Inseminación artificial. Información

Ir abajo

Inseminación artificial. Información

Mensaje  canicheadicta el Dom Ene 03, 2010 6:42 pm

Inseminación artificial
No siempre la monta natural es posible o efectiva y tenemos, por ello, que recurrir a la inseminación artificial.



La inseminación artificial es la recolección manual de semen de un macho y su posterior depósito en la vagina de una perra en celo.

Para la inseminación artificial se puede utilizar semen fresco, semen mezclado con un diluyente o semen congelado. Para asegurar el éxito, el veterinario debe tener un buen conocimiento del ciclo sexual de la perra, de las técnicas de recolección se semen, de la inseminación artificial, y de los posibles inconvenientes.

Cuándo está indicada la inseminación artificial

Son varias las situaciones que justifican el empleo de esta técnica. La más evidente es aquella en la cual el macho o la hembra tienen un problema que impide el apareamiento natural.

Para la perra, estos problemas comprenden:

-malformaciones congénitas o adquiridas en vagina y vulva que impiden la penetración

-debilidad del tercio posterior

-comportamientos agresivos o rechazo hacia el macho

-cualquier causa que produzca dolor

En el caso del macho, el apareamiento natural puede estar imposibilitado por:

-malformaciones en el pene

-debilidad del tren posterior

-artritis, artrosis, dolor lumbar o sacro

-eyaculación prematura

-erección precoz del bulbo del glande que impide la penetración

También se utiliza la técnica cuando los animales tienen importantes diferencias de tamaño. Los problemas de comportamiento (miedo, inexperiencia, rechazo del animal del sexo opuesto, dificultades copulatorias previas) también constituyen motivos de importancia.

Recolección del semen

Para recolectar el semen se utilizan vaginas artificiales, que son conos de goma blanda en cuyo extremo acoplamos un tubo de ensayo. Necesitaremos tres tubos para separar las diferentes fases del eyaculado.

La tarea más complicada es la estimulación del macho para que eyacule. Una vez logrado esto, el resto del procedimiento es bastante más sencillo. En la mayoría de los perros reproductores, el semen puede obtenerse en una habitación limpia, silenciosa y con suelo no deslizante, sin que sea imprescindible la presencia de la perra. Sin embargo, para los machos experimentados en el apareamiento natural, la presencia de una hembra en celo hace más fácil la tarea y puede mejorar la calidad del semen obtenido. Si no disponemos de hembras en celo, existe la posibilidad de adquirir feromonas y aplicarlas en la vulva de una perra que no esté en celo.

Una vez recolectado, el semen debe ser evaluado macroscópica (volumen, color) y microscópicamente (motilidad, morfología, concentración) para conocer su calidad y decidir si va a ser refrigerado, congelado o utilizado inmediatamente.

La perra debe ser inseminada dentro de los 5 a 10 minutos que siguen a la recolección del semen, no siendo ya necesaria la presencia del macho para evitar distracciones.

Fuente:

Carlos Rodriguez

www.parasaber.com

_________________
avatar
canicheadicta

Cantidad de envíos : 1471
Registrado : 29/09/2009

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.